martes, 16 de febrero de 2010

Shotokan + Uechi-ryu

Desde hace ya algún tiempo, a medida que avanzo en mi estudio y práctica personal del Karate, no me siento completamente satisfecho con el Shotokan, tal y como se enseña y practica actualmente.

Tenemos un rico legado de katas, pero no profundizamos en ellos. Una vez somos capaces de realizar todos los movimientos de un kata en el orden correcto y con cierto grado de habilidad técnica, ¿ya está el kata aprendido?, ¿ya lo dominamos? Una vez conocemos todos los katas de nuestros estilo, ¿ya lo sabemos todo?, ¿ya está todo hecho? Yo creo que no.

Yo no "me sé" todos los katas de Shotokan, ni tampoco los "conozco" todos a nivel práctico, ni mucho menos (sí que sé algo de todos ellos a nivel teórico, aunque ni de lejos todo lo que me gustaría saber). Por supuesto, si se aspira a llegar a dominar completamente un estilo, lógicamente uno de los objetivos debería ser no sólo llegar a conocer sino también ser competente en todos sus katas. Pero este es un objetivo a largo plazo, y en mis relativamente pocos años de práctica, yo todavía no he tenido tiempo de alcanzarlo. No sólo no me sé los 26 katas de Shotokan, tampoco los 15 fundamentales de Funakoshi. En este momento mi Karate se compone de 12 katas: los 5 Heian, Tekki Shodan (mi tokui kata) y Nidan, Bassai Dai, Kanku Dai, Jion, Enpi y Hangetsu (el último que aprendí). Para llegar a los 15 de Funakoshi todavía me faltan Tekki Sandan, Jitte y Gankaku; y tampoco me sé ni practico el resto hasta llegar a los 26: Jiin, Wankan, Chinte, Meikyo, Bassai Sho, Kanku Sho, Nijushiho, Gojushiho Sho, Gojushiho Dai, Unsu, Sochin. Algunos de ellos los he hecho de manera esporádica en algún curso, pero otros nunca los he ejecutado ni una sola vez. Este es el caso de: Tekki Sandan, Jitte, Gankaku, Jiin, Wankan, Chinte, Meikyo, Kanku Sho, Gojushiho Sho y Unsu.
Cuando tienes cierta experiencia, aprender un nuevo kata (la secuencia de movimientos de un kata) cuesta lo que tardas en hacerlo unas cuantas veces. Podría aprenderme "fácilmente" todos los katas que "me faltan" en un mes, pero eso para mí no tendría demasiado sentido. De hecho hay algunos que "me sé" sólo de haberlos visto muchas veces, aunque yo no los haya ejecutado ni una sola vez en mi vida. Pero si ni siquiera tengo tiempo de entrenar y profundizar lo suficiente en los 12 katas que "realmente me sé" (practico), ¿qué necesidad tengo de aprender más katas a los que no les voy a poder prestar la suficiente atención? A menudo se aprenden katas nuevos únicamente para exámenes de grado o simplemente por romper la rutina y no hacer siempre lo mismo... para inmediatamente después meterlos en "el cajón de los que ya te sabes" y no volver a practicarlos ni prestarles atención mas que de vez en cuando. Algunos incluso se aprenden para acabar siendo olvidados al poco tiempo de haberlos aprendido, pero claro, no es que se olviden, es que nunca llegaron a aprenderse.
Por otro lado, la idea de aprender nuevos movimientos (katas) sin conocer su significado ya no me resulta atractiva. No necesito más katas que no comprendo y no sé utilizar, necesito comprender y poder hacer funcionar los que supuestamente "me sé".

Actualmente es extremadamente fácil "aprender" katas (hay libros, vídeos, internet, etc., etc.). Ahora, muchos los conocen y los hacen, pero muy pocos los comprenden y realmente "se los saben".

¿Cuántos practicantes de Shotokan conocen y entrenan el kata Chinte?, ¿cuántos encuentran sentido a los "saltitos" del final del kata?
¿Cuántos practicantes de Shotokan conocen y entrenan el kata Jiin?, ¿cuántos de ellos saben que a la versión de Shotokan le faltan 4 movimientos?, ¿cuántos están dispuestos a averiguar cuáles son y añadirlos?

Hay demasiados katas, y muy poco tiempo y conocimiento para entrenarlos y estudiarlos con la profundidad que merecen.

El Karate moderno cumple y se ajusta a ciertos objetivos, pero en otros aspectos resulta incompleto. Para aquellos interesados en la historia y tradiciones del Karate, y en practicar con los mismos objetivos que los maestros del pasado, la forma moderna de Shotokan no proporciona un medio adecuado para alcanzarlos.
El objetivo primario del Karate es la efectividad. Para ello, por supuesto se requiere el conocimiento y asimilación práctica de la técnica en sí (kata), pero sólo eso no es suficiente. Sin embargo, es en ese punto donde el Shotokan moderno se queda "atascado", y desgraciadamente "de por vida". Por ello, en ocasiones se oye decir: "El Shotokan tiene los mejores cinturones blancos del mundo... lo que pasa es que nunca dejan de ser cinturones blancos".
Si deseamos practicar el Karate como el Arte Marcial que nos orgullecemos de decir que es, además de la técnica, también es necesario el conocimiento y asimilación práctica de su aplicación, y construir un cuerpo fuerte y poderoso que permita su utilización con éxito en combate real. Por esta razón, los tres pilares fundamentales del Karate (verdaderamente) tradicional o "clásico" de Okinawa no son "Kihon, Kata y Kumite (deportivo)", sino: Kata (técnica/fundamentos), Bunkai (kumite/combate basado en el kata) y Hojo Undo (entrenamiento complementario/fortalecimiento).
Si comparamos esto con la forma actual de hacer Karate, podemos comprobar que ahora sólo contamos con uno de los tres elementos: el kata, al que tampoco le damos el uso que tenía en el pasado. Es cierto, también se hace "bunkai" de vez en cuando (y hay una creciente y sana tendencia hacia otorgarle la importancia que merece), pero es un hecho todavía despreciable, ya que el tiempo que se le dedica es ínfimo y la forma de enfocarlo... "defectuosa".

Tambien pasamos mucho tiempo intentando desarrollar "kime" y "pegar muy fuerte"... Giramos con el talón, utilizamos la cadera, intentamos usar la respiración, el hikite, hacemos ruido con el karategi... Pero, ¿cuántas veces al día golpeamos el makiwara? La respuesta es CERO, al día, a la semana, al mes, y al año. ¿Podemos estar así seguros y confiados de la potencia y efectos de las técnicas que tantas veces repetimos al aire?... No lo creo, no.

El Shotokan, por las circunstancias de su historia y desarrollo, se ha visto reducido a un estilo moderno, atlético y básico, pero encierra un gran potencial, y yo quiero descubrirlo.
El Shotokan posee un rico legado (reflejado en sus katas) que traza sus orígenes hasta maestros de la talla de Matsumura, Azato, Itosu, y Funakoshi. Lamentablemente, el Shotokan moderno entiende poco de esto.
¿Se puede "enriquecer" el Shotokan "añadiéndole lo que le falta" o "recuperar lo que ha perdido"? Yo estoy convencido de ello, y eso es precisamente lo que estoy buscando. El mayor obstáculo que podríamos encontrar seríamos nosotros mismos, si no estamos dispuestos a hacerlo.

<< Muchos habrían podido llegar a la sabiduría si no se hubiesen creído ya suficiente sabios >>
Juan Luis Vives

Afortunadamente hay MUCHO Karate fuera del Shotokan, y podemos dirigirnos a nuestros hermanos (otros estilos) en busca de ayuda, en busca de nuevos (o viejos) métodos, otras ideas... Deberíamos estar dispuestos a ir donde haga falta para aprender y encontrar respuestas a nuestras preguntas (si es que nos las planteamos claro). No tenemos por qué limitarnos a nosotros mismos conformándonos con aprender tan sólo una parte de un todo mucho más grande.

Estoy muy de acuerdo con el lema del Koryu Uchinadi de Patrick McCarthy "Un vínculo con el pasado es tu puente hacia el futuro", y considero por tanto que este futuro pasa por una vuelta a los orígenes, al Karate de Okinawa.

Manteniendo mi firme deseo de seguir mejorando y enriqueciendo mi Karate particular, me inicio con mucha ilusión en la práctica de Uechi-Ryu de la mano de un viejo amigo.

Considero que practicar dos estilos es una excelente manera de conseguir un Karate equilibrado.

Entonces, ¿qué vas a hacer a partir de ahora?, ¿Uechi-Ryu?, ¿Shotokan y también Uechi-Ryu?, ¿Shotokan + Uechi-Ryu?...
Voy a seguir haciendo lo mismo de siempre: intentar hacer KARATE.

Víctor López Bondía
shotokankaratedo.es / ¿uechiryukaratedo.es?

9 comentarios:

Juan Beltrán dijo...

Quizás no soy el más adecuado para dar consejos, pero si tienes la oportunidad de estudiar Uechi de una forma seria, ve a por ello.

El Shotokan es algo que podrás aparcar sin muchos problemas si te centras en el Uechi. Quédate con aquello que más te guste y el resto sustituyelo por lo nuevo.

Ánimo, espero que te salga bien.

Yo estoy dándole vueltas a volver a hacer Shito Ryu, o incluso hablar con Luis Nunes y hacer Goju... No sé, estoy indeciso. He tenido ciertos problemillas con el propietario del gimnasio donde Ángel (Tenshi) está dando clase y no sé muy bien que hacer.

Víctor López Bondía dijo...

Tus consejos siempre son bien recibidos Juan.

De momento no es mi intención "aparcar" el Shotokan, pero ya veremos.

Gracias por los ánimos, y lo mismo digo.
Aunque desconozco "tus circunstancias", creo que te entiendo perfectamente, y puedo imaginar el punto en el que te encuentras (intuyo que similar al que me encuentro yo también ahora mismo).
Me parece buena idea tanto lo de volver al Shito-Ryu como lo de empezar Goju. Yo personalmente creo que me inclinaría más por Goju, pero eso depende de cada uno. También te diría que si puedes seguir entrenando con Ángel, mejor que mejor, pero eso ya lo sabrás tú mucho mejor que yo, ya que le conoces más y has entrenado con él.

Luego hablamos, y ya sabes dónde estoy para lo que necesites.

Víctor López Bondía
shotokankaratedo.es

Juan Beltrán dijo...

Como sabrás, yo estuve haciendo Shito durante un par de años. Llegué a la conclusión de que si quería hacer un Shito correcto, debía apartarme durante una temporada del Shotokan, debía centrarme en lo nuevo. Llegué a la conclusión de que mis conocimientos chocaban contra lo nuevo que aprendía en numerosas ocasiones. Tuve que dejar de pensar en como se hacía en "mi estilo" y dejar que el cuerpo actuase por su cuenta sin cuestionarme nada.

Creo que cuanto más intentes comparar un estilo con otro, más difícil será que tu cuerpo se adapte a lo nuevo, ya que estarás continuamente recordando lo anterior.

Yo en tu caso, me centraría en Sanchin y en Hojoundo durante un tiempo, los katas de Shotokan no los vas a olvidar, ya habrá tiempo de recuperarlos.

A mi la opción de Goju también me llama mucho la atención, pero aqui también tengo un grupo de Shito muy serio, son alumnos de Deogracias Medina.

Lo que pasa es que no lo tengo tan fácil, estoy dando clases a un grupillo de niños que llevan haciendo Shotokan algunos años, y no me parece justo que ellos tengan que cambiar su estilo porque su profesor no sabe hacia donde ir. jejejejeje

Víctor López Bondía dijo...

Creo que tienes razón Juan. En principio me dirijo a otros estilos para enriquecer mi "Karate", que hasta hoy ha sido Shotokan, buscando respuestas que no encuentro en mi estilo... Pero me he encontrado con el Uechi-Ryu, un estilo tan "distinto", que en un principio he pensado: "Ésto no es compatible con lo que yo conozco."
No sé si no será lo mejor hacer lo que tú dices: no intentar comparar, y evitar así mucha confusión, y "vaciar completamente el vaso", "olvidando" lo que sabes, para poder llenarlo desde cero con la "nueva forma de hacer Karate".


Entiendo lo que dices sobre las clases de los niños... Yo nunca me he planteado dar clases, pero alguna vez he tenido que dirigir algún entrenamiento, y si se me pasa la idea por la cabeza pienso: "Podría dirigir clases de gimnasia, como en cualquier gimnasio de Karate moderno, pero ¿cómo voy a enseñar Karate si 'sólo sé que no sé nada'?".

Víctor López Bondía
shotokankaratedo.es

Víctor López Bondía dijo...

<< En mi opinión todos los estilos tienen el potencial de cubrir todo si exploraran los katas de una manera abierta, pero el entrenamiento es a menudo tan rígido por las presuntas tradiciones y costumbres que esto es frustrado por aquellos instructores que piensan que simplemente inculcar lo que ellos aprendieron es realmente enseñar.
Estilos, sistemas, métodos, etc., etc., etc., son simplemente medios para un fin, no un fin en sí mismos. Una vez que la necesidad de ser ortodoxo es más importante que ser efectivo, el estilo está muerto; un cadáver conservado incapaz de responder a lo que es. >>
Harry Cook

Víctor López Bondía dijo...

<< Una vez has aprendido un kata, por ejemplo, no debería ser necesario tener que reaprenderlo constantemente, especialmente cuando la "nueva" versión está basada simplemente en cambios superficiales. He visto esto en Shotokan hasta cierto punto. Mejorar un kata no es hacerlo más atractivo visualmente, es entender cómo funciona. Es extraño que en Karate muchas personas con años de experiencia todavía sienten la necesidad de volver a aprender variaciones menores (y a menudo sin sentido) de lo que ya saben. Es un poco como un médico volviendo a la universidad ¡para aprender cómo poner una inyección! Esto no significa que un mayor aprendizaje es imposible o no deseable, pero entrenar como un principiante te mantendrá en el nivel de un principiante. >>
Harry Coook

Juan Beltrán dijo...

Permiteme ser un poco malo y perverso. Harry Cook dice:"En mi opinión todos los estilos tienen..."

Ya, pero por si acaso hace Goju, y no sólo Shotokan.

Jejejeje

Víctor López Bondía dijo...

Hombre Juan, por supuesto que te lo permito, aunque no creo que hacer conjeturas sea ser "malo" o "perverso", sino querer saber y comprender, que es lo que deberíamos querer todos.

Eso mismo le preguntaron a Harry Cook como respuesta a ese comentario suyo: "Entonces, ¿por qué cuando fue a Japón no se mantuvo en el Shotokan si tiene todo disponible?"

Respuesta de Harry Cook:
"Decidí concentrarme en Goju en Japón porque el entrenamiento tenía más sentido para mí. Realizar técnica base para ser bueno en los fundamentos parecía inútil, y tenía poco interés en el combate de competición. No veía el kata como formas de mejorar la mecánica corporal y no quería pasar horas y horas 'saltando sobre espadas' (es decir, escuchando/haciendo aplicaciones realmente tontas!!).
Hay un principio que gobierna el modo en el que se entiende un arte marcial: Riai. Sin riai muchos están simplemente ejercitándose o buscando entendimiento a tientas en la oscuridad. Yo encontré que la enseñanza de Higaonna sensei tenía más sentido."

Harry Cook alguna vez ha comentado que él encontró "la clave" en el Goju-Ryu.
Parece claro que en su opinión el Shotokan (y cualquier estilo) "lo tiene todo" (o al menos el "potencial" de tenerlo todo), pero puede que tengas que buscar "el eslabón perdido" de tu estilo en otro estilo que no lo haya perdido.

Víctor López Bondía
shotokankaratedo.es

Unknown dijo...

Estimado Víctor ,acabas de relatar exactamente como nos sentimos el Maestro Fujita y yo entrenando Uechi Ryu.
Es que si me pidieran que describiera cómo me sentí al empezar a entrenar Uechi Ryu (y este año se cumplen 50 años de entrenar Karate y la mayor parte entrenando y enseñando Shito Ryu) ,creo que casi escribiría lo mismo que tú has escrito.
Efectivamente me pasa lo mismo que a tí,un Estilo aparentemente simplemente es tremendamente rico y complejo hasta el punto de que descubro continuamente aplicaciones de Katas ,tanto de Shurite como de Nahate.
Al Maestro Fujita le pasa igual y las técnicas a dos manos en Meotode han cambiado completamente mi forma de ver las defensas de Shito Ryu.
El otro día le dije a Ángel Arenas que cuanto más entrenaba y aprendía de Uechi Ryu mejor entendía el Shito Ryu.
Me alegra leer lo que has escrito,me siento completamente identificado.
Saludos cordiales.
Ramón Fernández-Cid